Los teléfonos móviles ultra rápidos pronto serán una realidad

Published
26/08/2009

Suecia y Noruega tienen la intención de ser los primeros países europeos en ofrecer servicios de telefonía móvil ultra rápidos, lo que permitirá a los consumidores descargar contenidos de Internet cien veces más rápido que a través de las redes existentes más veloces.

TeliaSonera, que opera en ambos países, junto con Tele2 y Telenor de Suecia, planean introducir el primer servicio comercial durante la primera mitad de 2010. T-Mobile (Alemania), Hutchison 3 (Irlanda) y Telefonica O2 (España) le seguirán los pasos en 2011, según los expertos de la Unión Europea en Bruselas.

La UE está realizando grandes inversiones en las redes de telefonía móvil de cuarta generación, lo que augura velocidades de descarga de hasta 100 megas por segundo.

Los teléfonos capaces de explotar esta tecnología avanzada de “evolución a largo plazo” (LTE en siglas en inglés), que aún se encuentran en período de pruebas, no estarán disponibles comercialmente como muy pronto hasta 2012. Al permitir a los usuarios descargar flujos de vídeos de alta definición en tiempo real o realizar videoconferencias, la LTE promete desdibujar aún más las diferencias entre los teléfonos móviles, los portátiles y las televisiones.

“Las tecnologías LTE convertirá los teléfonos móviles en potentes ordenadores móviles. Millones de nuevos usuarios tendrán acceso a Internet ultra rápido vía dispositivos portátiles, estén donde estén”, señaló Viviane Reding, comisaria de telecomunicaciones y medios de la UE, en una reciente declaración.

En julio, la Comisión Europea, el brazo ejecutivo de la UE en Bruselas, destinó 18 millones de euros adicionales a la financiación de proyectos LTE; se prevé que el bloque invierta cientos de millones de euros durante el período 2007-2013 en el desarrollo de redes de cuarta generación.

La UE, cuyo estándar GSM se utiliza actualmente en el 80% de las redes de telefonía móvil del mundo, ha entablado conversaciones con sus asociados asiáticos para desarrollar un estándar global. Japón, EE.UU. y Canadá planean también introducir servicios LTE en 2010.

Anuncio