FIBES será más competitivo con su nuevo palacio de congresos

Published
22/07/2011

Con la ampliación de las instalaciones, el Palacio de Exposiciones y Congresos de Sevilla, afianza su puesto en el mercado del turismo de congresos y se convierte en uno de los más competitivos de España en el campo de las grandes producciones culturales.

El Palacio de Exposiciones y Congresos de Sevilla, FIBES, ya ha comenzado una nueva etapa de plena expansión con la ampliación del actual edificio. El nuevo edificio se convierte en un punto de encuentro social y de relaciones humanas caracterizado por su amplitud, luminosidad, polivalencia, sostenibilidad y diseño.

Este emblemático edificio, obra del arquitecto Guillermo Vázquez Consuegra, está compuesto por tres módulos: una pasarela cubierta de 3.000m2 que une el actual edificio con el nuevo; un edificio multiuso que ofrece una zona de restauración de más de 2.000m2, una zona expositiva de 2.500m2 y zona de registro de casi 700m2; y un auditorio que tiene una capacidad de 3.557 plazas en su máxima versión, con un escenario de 670m2 y una boca de 23m, que abre un abanico de posibilidades, no sólo para los eventos congresuales, si no para el mundo de las producciones musicales y espectáculos a gran escala.

De las peculiaridades de esta nueva construcción que la convierten en uno de los edificios más competitivos del mercado congresual nacional, cabe destacar el número de Salas de Subcomisión con las que cuenta. En ese sentido, la pasarela cubierta posee 13 salas de subcomisión y dos salas multiusos, además de áreas expositivas, tanto exteriores e interiores. Dentro del edificio multiuso hay 20 salas polivalentes adaptadas a las nuevas tecnologías y diseñadas con tabiques móviles que aumentan su versatilidad, ofreciendo al cliente todo tipo de posibilidades; también consta de cuatro despachos, consigna, zona de información y acreditación, vestíbulo, hall de exposiciones, etc.

FIBES será más competitivo con su nuevo palacio de congresos

La gran baza de la ampliación de FIBES se centra en el gran auditorio que se ha convertido en el mayor edificio cubierto de España y uno de los mayores de Europa. Con él, Sevilla podrá seguir albergando grandes congresos y convenciones como hasta ahora, además de adentrarse en un nuevo mercado como es el de los grandes espectáculos y producciones culturales.

Este auditorio ha sido diseñado con una platea central de 1.950 asientos que se suman a distintas plateas y niveles hasta completar el aforo total, cubriéndose todo el rango de configuraciones posibles: 390, 453, 843, 1.950 y 3.557 personas en su máxima capacidad, así como la posibilidad de simultanear varios eventos a la vez, gracias a un sistema móvil de cerramiento. Con sus tres niveles contará con cabinas de traducción, cafetería, guardarropa, tres salas VIP, sala de prensa, sala de TV, sala de videoconferencia, sala de ensayos y camerinos. Todo lo necesario para el perfecto desarrollo de congresos, convenciones y reuniones, pero, también, instalaciones idóneas para acoger producciones culturales multitudinarias como conciertos, musicales, teatros, recitales, galas, opera, ballet, danza, etc.

Otra de las características que cabe destacar del nuevo edificio es la amplia plaza exterior con más de 6.000m2, que aprovechando la magnífica climatología de la Capital Hispalense, podrá utilizarse para la celebración de eventos al aire libre en un marco incomparable de modernidad y diseño.

La volumetría y el diseño del edificio lo han convertido en un emblema para la ciudad de Sevilla que ya disfruta de su construcción. Además una de las novedades más relevantes del nuevo auditorio es la sostenibilidad y la eficiencia energética por las que se caracteriza. En este sentido, se ha querido combinar una serie de medidas que se resumen en los siguientes aspectos:

- Utilización de dos instalaciones solares, una de producción de ACS, mediante captadores térmicos de baja temperatura, y otra de instalación fotovoltaica, que permite la producción de energía eléctrica mediante captadores solares. Ambos sistemas disminuyen la demanda energética total del edificio mediante fuentes convencionales, lo que hace el funcionamiento del mismo mucho más sostenible. La planta estará conectada a la red eléctrica y contará, aproximadamente con unos 4.000 módulos fotovoltaicos, siendo la producción esperada de 1400 MWh/año lo que evitará la emisión de 520 toneladas de CO2 al año.

  • Proyección de espacios verdes.
  • La elección de orientaciones adecuadas y aislamientos, teniéndose en cuenta la luz natural en el diseño lumínico del espacio.
  • La reutilización de recursos naturales: agua, luz, aire, etc.
  • La ventilación natural sustituye en algunos casos la ventilación forzada (como en el aparcamiento subterráneo), disminuyendo el consumo energético.

FIBES se erige así como parte clave y fundamental del circuito de grandes ciudades del mundo, convirtiéndose en uno de los puntos neurálgicos internacionales más competitivos en grandes eventos.

Anuncio