El auge turístico de Málaga impulsa la creación de nuevos modelos de negocio en el Centro

Published
18/03/2019

Consignas para maletas, empresas de guías turísticos o de alquiler de bicicletas se instalan en el entorno del Soho y de Carretería 

El imparable crecimiento turístico de la ciudad ya no pasa desapercibido para nadie. Que Málaga reciba más de 1,3 millones de turistas al año y que estos generen un impacto económico que sólo en la capital supere los 3.000 millones de euros han convertido a la ciudad en objeto de deseo para empresarios de todo tipo que tratan de hacer negocio a costa de los visitantes. Más allá de los hoteles, bares y restaurantes, en los últimos meses las empresas especializadas en atender las demandas de los viajeros se han multiplicado en Málaga. Las consignas para maletas, guías turísticos, alquiler de bicicletas y cajeros automáticos internacionales se han disparado en el Centro, sobre todo en los entornos del Soho y de la calle Carretería.

El crecimiento de estos nuevos negocios ha llegado casi en paralelo al auge de los apartamentos turísticos, ya que muchas de estas tiendas están pensadas para dar un servicio complementario a todos esos visitantes –sobre todo extranjeros– que paran durante varios días en la ciudad. Los primeros en llegar fueron los locales de alquiler de bicicletas y segways –de los ya que hay varios en el entorno de la Catedral–, aunque con el paso de los meses se han incorporado negocios para almacenar maletas antes y después de la entrada en los apartamentos, ofrecer visitas guiadas por la ciudad, imprimir los billetes de embarque e incluso lavar la ropa de los viajeros.

Los nuevos locales ofrecen un servicio complementario a los apartamentos turísticos

Estos nuevos servicios, que hasta hace pocos años no existían en la capital, son destacados incluso por las diferentes asociaciones de comerciantes por su capacidad de adaptarse a los nuevos tiempos, de generar empleo y lograr un importante beneficio económico. «Aunque es importante que la actividad esté regulada, estos negocios logran que los turistas se desplacen hacia zonas nuevas y conozcan el resto de la oferta comercial de un barrio». En palabras de Juanibel Vera, presidenta de la asociación de comerciantes Centro Histórico, «los comercios tambíén tienen que aprovecharse del dinero que gastan los turistas».

Estrella Toro es una de estas empresarias que se han atrevido a innovar con la apertura de Lock & Relax, un llamativo servicio de almacenamiento de equipajes. Recuerda que se le encendió la bombilla durante un viaje en tren y al ver la cantidad de turistas que van cargados de maletas. Y como sólo existían consignas en la estación y en el aeropuerto decidió abrir un negocio específico. «Es un sector que estaba vacío y decidimos abrir en el Soho porque está cerca del Cercanías, que además tiene buenas conexión con el aeropuerto». Eso fue hace más de un año y medio, y desde entonces no han parado de crecer, hasta el punto de que han incorporado otros servicios como alquiler de bicicletas o ayuda para encontrar tiendas y productos típicos. «Los turistas se quedan muy contentos porque les ayudamos en todo;es importante que entre todos demos un buen servicio para que repitan en la ciudad», resume.

Las consignas tienen mucho éxito entre los clientes extranjeros que llegan a la capital

Como ella, y también en el Soho, trabaja desde hace unos años José Reig, responsable de Segway Málaga Tour, empresa que se encuentra en la calle Trinidad Grund y que ofrece recorridos turísticos por la ciudad. Él, en parte, fue un visionario, ya que abrió hace nueve años con la esperanza de que el Centro despuntara como destino turístico. «Al principio nos costó mucho, pero ahora se trabaja muy bien y con un crecimiento importante tanto en el número de visitantes como de empresas especializadas». A su juicio es fundamental que se ofrezcan estos servicios a los turistas «para que lo pasen bien con los museos y con este tipo de actividades».

En la otra parte del Centro, en la plaza del Teatro, Tato Zambrano también se ha especializado en la atención a turistas. En su empresa, Bagscare, ofrece consigna de maletas, alquiler de bicicletas e incluso lavandería para los viajeros. Sus principales clientes son esos que llegan pronto a la ciudad y deben esperar a que les entreguen el apartamento y aquellos que se van y deben dejar la habitación mucho antes de coger el vuelo. «Queremos dar un servicio completo:atendemos a los clientes desde que llegan hasta que se marchan e incluso les lavamos la ropa para que se la lleven limpia», resume. Otros servicios añadidos que también ofrecen son la impresión de las tarjetas de embarque, un cajero internacional ATM o un servicio para cargar móviles. «Los clientes se van muy satisfechos y nos dicen que es una muy buena idea, ya que muchas veces se encuentran algo perdidos». Son los negocios de la Málaga más turística.

Un centenar de comercios del Centro abrirán los domingos que lleguen cruceros

Los comercios más tradicionales del Centro también quieren subirse a la ola que supone el turismo en la ciudad. Para ello un total de 118 comercios han anunciado la intención de abrir sus puertas todos los domingos y festivos que lleguen cruceros a la ciudad. Esta apertura se produce como parte del proyecto 'Málaga Cruise Shops' que lidera desde hace seis años el área de Turismo del Ayuntamiento de Málaga y que pretende llenar de actividad la ciudad en estas jornadas. La previsión de la Autoridad Portuaria para este año es que atraquen en domingos y festivos 54 cruceros, con una capacidad máxima de 104.437 pasajeros.

La pertenencia a esta red implica que el establecimiento adherido se compromete de forma voluntaria a abrir al público de 10.30 a 14.30 horas todos los días festivos en los que haya atraques en la ciudad durante un año. A cambio, los negocios integrados en esta iniciativa se benefician de una serie de acciones municipales que facilitan la llegada de estos clientes potenciales a sus establecimientos: las navieras transmiten la información a bordo y los cruceristas reciben antes de desembarcar copias de los folletos y mapas editados por el Ayuntamiento en los que pueden localizar los establecimientos abiertos. Además, los comercios que forman parte del proyecto 'Málaga Cruise Shops' cuentan con un distintivo adhesivo para colocar en los escaparates y con elementos decorativos exteriores que los distinguen como comercios adheridos a esta iniciativa.

Créditos https://www.diariosur.es/malaga-capital/auge-turistico-malaga-20190316215043-nt.html