¿Qué te hace diferente como CEO?

Published
02/11/2012

Al igual que casi todo en la vida, los CEOs se dividen en varias categorías: por un lado, hay aquéllos que transforman a sus empresas en algo grande y los que las perjudica; hay aquéllos que son líderes y los que son reyes; hay aquéllos que triunfan y los que pierden. ¿Qué les hace diferentes?

El presente artículo versa sobre el arriba mencionado punto. Quiero discutir brevemente los tres ingredientes sencillos que te distingue como CEO sobresaliente. Pero, en primer lugar, hay que comprender lo que conlleva ser CEO.

¿Qué es un CEO?

  1. Un CEO es ante todo una persona
  2. Esta persona ocupa un puesto administrativo
  3. Dicho puesto requiere el desempeño de ciertas funciones

¿Cuáles son las implicaciones de las arriba mencionadas afirmaciones?

  • Uno: sean poco usuales o no, los CEOs son seres humanos igual que tú y yo. Ni poseen poderes extraterrestres ni son súper héroes. Así que ¿qué es lo que distingue un CEO fuera de serie de uno normal? La respuesta es el conocimiento; el hacer las cosas de una forma determinada como resultado de una profunda comprensión. La diferencia entre los resultados de dos individuos o grupos de personas cualesquiera que ocupan el mismo puesto o realizan la misma actividad radica en sus conocimientos. Los conocimientos marcan la diferencia entre los ganadores y los perdedores, el éxito y el fracaso, los ricos y los pobres, las personas grandes y la gente corriente.
  • Dos: todos los CEOs, sean sobresalientes o no, ocupan el mismo puesto administrativo. Verás, a decir verdad el puesto no cuenta realmente.
  • Tres: a todos los CEOs, sean sobresalientes o no, se espera que desempeñen ciertas funciones a fin de satisfacer los requisitos del puesto. El título "CEO" conlleva un montón de responsabilidades para aquéllos que ocupan el puesto. No se puede aceptar el puesto y desatender las tareas que conlleva; o lo evitas o ¡has de estar dispuesto a cargar con la responsabilidad!

Por lo tanto, ¿qué es lo que te hace un CEO excepcional?

  • En primer lugar, puesto que un CEO es una persona al igual que tú, ¿qué tipo de persona es él o ella? De ahí el primer requisito que cualquier CEO fuera de serie debe satisfacer: tener carácter. El carácter tiene que ver con el papel del CEO como líder. ¿Posee él o ella las cualidades esenciales para inspirar a la gente para que rindan de forma excepcional a fin de alcanzar una meta común?
  • En segundo lugar, ya que el puesto de CEO tiene más que ver con el desempeño de ciertas funciones que con ocupar un puesto determinado, ¿cuáles son las habilidades que poseen los CEOs que les permiten cumplir con sus responsabilidades? Esto nos conduce al segundo factor del modelo: la competencia. La competencia trata del papel del CEO tanto como emprendedor como gestor. ¿Es el CEO capaz de generar el cambio continuamente a través del lanzamiento periódico de productos/servicios innovadores? Y, además de generar el cambio, ¿posee los conocimientos de gestión necesarios para sostener los cambios que ha generado? ¿Es él o ella capaz de desarrollar sistemas y procesos para sostener el cambio e integrarlo en las operaciones cotidianas del negocio?
  • Y en tercer lugar, puesto que los CEOs fuera de serie logran que sucedan las cosas, ¿qué clase de resultados intentan conseguir? De ahí el último requisito para ser un CEO excepcional: el resultado. El resultado tiene que ver con los indicadores de éxito clave. ¿Cuáles son los impactos visibles del rendimiento de un CEO sobresaliente? ¿Cuál es la suma de su capacidad para el liderazgo, generar cambios y gestionar procesos (competencia)? En otras palabras, ¿cuáles son sus logros?

Conclusión
La combinación de estos tres factores clave constituye los requisitos para llegar a ser un CEO fuera de serie. Dicho de otro modo, para llegar a serlo hay que responder a las tres siguientes preguntas:

  • ¿Quién eres? Carácter (valores y hábitos).
  • ¿Qué necesitas saber? Competencia (espíritu emprendedor y gestión).
  • ¿Qué necesitas conseguir? Resultados (internos y externos).

Anuncio