Los mandos de votación PowerVote estimulan la participación y facilitan la interactividad entre profesores y alumnos

Published
25/05/2010

El colegio John Lennon, de Fuenlabrada, comienza a utilizar el sistema educativo de respuesta PowerVote en sus aulas.

El colegio John Lennon, de Fuenlabrada, se ha convertido en el primer centro público madrileño en incorporar el sistema de respuesta educativo PowerVote a sus aulas. Se trata de una herramienta interactiva diseñada para estimular la participación, motivación y atención de los alumnos en clase.

La experiencia piloto se ha llevado a cabo con alumnos de infantil y primaria, en las asignaturas de Lengua, Matemáticas y Conocimiento del Medio, tanto en castellano como en inglés.

El uso del sistema es sencillo y solo es necesario un ordenador. Cada vez que el profesor quiere verificar el nivel de conocimiento de los alumnos, o comprobar si éstos han comprendido la explicación sobre una determinada materia, puede formular una serie de preguntas con distintas opciones de respuesta.

A través de un mando, los alumnos eligen la que consideran correcta, lo que le permite al profesor confirmar si han entendido bien los conceptos explicados en clase.

“El sistema no sólo estimula la participación, también favorece que las pruebas sean más lúdicas. Asimismo, detecta de forma discreta a aquellos alumnos que tienen dificultades en el aprendizaje, y facilita al profesor incidir en los conceptos expuestos antes de pasar al siguiente tema. Además de realizar un seguimiento personalizado del alumno, con PowerVote los docentes imparten clases mucho más dinámicas e interactivas”, explica Armelle Jaclot, responsable de desarrollo del mercado de Educación de PowerVote.

Esta primera experiencia piloto se enmarca dentro de un plan que la compañía ha diseñado para dar a conocer la utilidad del sistema de respuesta educativo PowerVote como herramienta de aprendizaje y entrenamiento continuo de los alumnos en los centros de primer y segundo ciclo de enseñanza.

PowerVote en las aulas

Aída Casado, directora del colegio
“Es una herramienta que incentiva el aprendizaje”

“Estamos poniendo en práctica el sistema de votación interactiva en algunos cursos de primaria e infantil. Los alumnos utilizan los mandos de votación en planteamientos didácticos que trabajan en el aula. La experiencia es muy interesante”.

“Los mandos nos parecen un complemento estupendo para la utilización de las pizarras digitales”.

“Los profesores nos estamos formando poco a poco, porque algunos desconocemos estas tecnologías. Tenemos que ir practicando para que los chavales también aprendan a utilizarlas.
Los alumnos están muy motivados. Es una herramienta que incentiva el aprendizaje. Los profesores también lo están y es algo que, a priori, es más importante que incluso los alumnos lo estén, porque es el profesor quien se tiene que formar en su utilización y ponerla en práctica”.

Henar Mínguez, Jefa de Estudios
“Los mandos favorecen la motivación, la atención y la participación de los niños”

“El uso de los mandos favorece la motivación, la atención y la participación de los niños. Además, permite el control sobre la clase, porque puedes asegurarte de que todos los niños están votando”.

“Asimismo, te permite algo que, de cara a los docentes es muy interesante: después de cerrar la sesión y terminar la lección, se pueden sacar informes personalizados de cada alumno, con las respuestas que ha acertado o errado”.

“Los mandos se pueden utilizar para aprender y evaluar [a los alumnos] al mismo tiempo”.

Saly, profesora de infantil
“Se pueden utilizar como una herramienta más para el aprendizaje en infantil”

“Los mandos se pueden utilizar de varias formas. Por un lado, como culminación de actividades, como una especie de evaluación. Pero también a lo largo del curso se pueden utilizar como una herramienta más de aprendizaje a partir de relacionar objetos, buscar imágenes, etc. En definitiva, se puede utilizar como una herramienta más para el aprendizaje en infantil”.

Anuncio