La inversión en viajes de negocio en España se sitúa en 12.500 millones en 2018

Publicado
21/03/2019

Un estudio de Gebta y Braintrust revela que la cifra evolucionará hasta los 15.200 millones en 2025 en un escenario moderado

El volumen de mercado de los viajes de empresa en España ha alcanzado los 15.200 millones de euros en 2018 y evolucionará hasta los 15.200 millones en 2025 en un escenario moderado, según los datos del estudio ‘2025, una mirada al futuro de los viajes de negocio’ realizado por Gebta y Braintrust.

Dicho tamaño de mercado podría verse incrementado, en un escenario optimista, alcanzando un techo potencial de hasta 15.600 millones de euros.

Estos datos suponen un crecimiento acumulado de la inversión en viajes de negocio del 22% para el mismo período de tiempo (2019-2025) y confirman que se mantendrá en parámetros similares a los crecimientos registrados en estos últimos años de salida de la crisis, que se han movido entre el 3,5% y el 4% anual, en términos de volumen de gasto.

En el estudio, que capta el contexto en el que se desarrollará el negocio a medio plazo, se constata la elevada concentración del gasto en viajes en las empresas con más de 20 empleados, que representan el 83% del total de la inversión en viajes en España.

Oportunidad de crecimiento para pymes

Este mismo indicador pone en evidencia por otro lado, tal y como ya se había recogido en un estudio de Gebta de 2013, que si bien ha habido una progresiva incorporación de las pymes y micropymes a los viajes de negocio, su presencia resulta todavía reducida en términos relativos y sugiere oportunidades de crecimiento futuro.

También se acompañará este crecimiento del mercado en el apartado de la inversión MICE (turismo de reuniones, incentivos, congresos y exposiciones) cuyo peso en la actualidad pasaría de un 20% a un 25%-30% en el conjunto de los viajes de la empresa española.

Entre las razones que soportan estas previsiones en la investigación aparece la necesidad –o mayor dificultad– por parte de las empresas de sustituir estos eventos por tecnología, la mayor preocupación por las personas, y la necesidad de organizar encuentros y eventos que compensen la propia deslocalización del trabajo y la globalización del mercado.

Escenarios, catalizadores y riesgos

El estudio detecta y anticipa otros posibles escenarios de negocio y establece como factores clave en la transformación de la gestión de los viajes de empresa la mayor o menor celeridad de los niveles de adopción tecnológica por parte de la demanda en las empresas, la velocidad de integración de los procesos asociados al viaje, y el impacto o la influencia que el regulador pueda tener en relación con la implantación de tecnologías disruptivas existentes en la actualidad.

En la medida en la que no estarán en condiciones de competir en un contexto mucho más complejo que el actual, este escenario podría dejar fuera del mercado a quienes no sean capaces de adaptarse a la velocidad de los cambios que se producirán, y que no dispongan de la tecnología y el expertise requeridos para afrontarlos tanto en las empresas como agencias.

Para Juan Carlos González, presidente de Gebta, “el estudio pone de manifiesto la solidez de los viajes de empresa, que continuarán ejerciendo un rol determinante en el crecimiento y desarrollo de la economía española de los próximos años”.

“Esta proyección supone un cambio significativo del escenario por la confluencia de diversos factores, que va a provocar la aceleración de los ritmos de integración y digitalización de los procesos, con el objetivo de garantizar las máximas eficiencias, a la vez que facilitar operar en un contexto previsiblemente concentrado”, añade González.

Para Marcel Forns, director general de GEBTA, “desde el punto de vista la empresa española, el estudio pone de manifiesto la conveniencia de incrementar los niveles de adopción digital, como estrategia para continuar maximizando el retorno de las inversiones en viajes de negocio”.

“La vía hacia un mayor uso de la tecnología es además de un factor imprescindible para incrementar la productividad y optimizar las actividades exportadoras, un elemento absolutamente necesario en un entorno cada vez más fragmentado, complejo e incierto como el actual”, concluye Forns.

Créditos http://www.agenttravel.es/noticia-033526_La-inversion-en-viajes-de-negocio-en-Espana-se-situa-en-12.500-millones-en-2018.html